Asset+3-01.jpg

Sleep Diet

giphy-1.gif
 
 

A veces las respuestas a nuestras preguntas más existenciales están justo debajo de nuestras narices; eso nos pasa con el tema del que vamos a hablar hoy, ¿le estamos dando la importancia necesaria a nuestras rutinas de sueño?

 

Todos nos hemos reído de esos memes que son como “going to bed early / me at 3 am” ¡porque son demasiado ciertos!

Y hay cierta glamorización con dormirse muy tarde, con todo y que la noche es el momento escogido por muchos para trabajar, estudiar, o binge watch sus shows favoritos, pero… realmente no es sano chicos, para nada.

Hay muchas formas de abordar este tema, y una de las que más nos alarmó mientras investigabamos es el concepto de “sleep diet” en el que se promueve (más que todo en sitios pro-desórdenes alimenticios) el uso de pastillas para dormir para cortar tiempos de comida y comer menos. ¡Cuidado! Esto es suuuuuper peligroso y un enfoque mal direccionado hacia el issue de perder peso.

Ahora bien, dormir bien sí es importante para tener un peso y estilo de vida saludables. Esto específicamente porque cuando estamos cansados durante el día buscamos satisfacer esa cuota de energía con azúcar o cafeína, y ahí es donde empiezan los problemas. Además de esto, un patrón de sueño adecuado también ayuda a regular las hormonas del hambre que tenemos (sip, estas son las que nos mandan la señal de comer cuando tenemos hambre y de detenernos cuando estamos satisfechos), y el cortisol que es lo que nos ayuda a controlar el estrés. ¿Han escuchado el término stress eating? Yup, suena demasiado familiar.

Entonces, consejos básicos para mejorar sus zzzz times:

Oscurecer lo más posible el cuarto.

Si se puede pitch-black mejor, y apaguen las cosas electrónicas que generan luces antes de dormir. No importa qué tan pequeñas sean estas, cualquier reflejo de luz interrumpe el ciclo circadiano aunque sea en porcentajes pequeños ¡y todo cuenta!

Bye bye devices…

Ugh este es el que más nos cuesta cumplir, pero es importante intentarlo: no más celulares y computadoras en nuestra camita.

Poner atención a la cena.

Ante todo, a la hora que estamos comiendo. Debería de pasar al menos una hora desde que cenamos hasta que nos vamos a dormir. Esta lista tiene varias comidas que deberíamos evitar comer de noche para asegurarnos de un patrón de sueño limpio y saludable.

Rituals, baby.

Es importante crear rituales que podamos hacer todos los días antes de dormir, que nos relajen y nos pongan en el mindset correcto y relajado. Estos pueden ser desde tomarse una taza de té calmante, tomar una ducha, o meditar (¿se acuerdan de las apps que les habíamos recomendado para esto?).


También, pueden probar métodos alternativos de sueño, como el bifásico, trifásico o uberman. En esta página pueden aprender en qué consiste a grandes rasgos cada uno de ellos, y si tienen el chance de probar alguno pues, ¡adelante! Nos cuentan cómo les va :)